IMAGEN PRINCIPAL

IMAGEN PRINCIPAL
"Volver sobre sí y sondear las profundidades de donde proviene su vida; en su fuente encontrará la respuesta a la pregunta - si debe crear. Admítala como suene, sin utilizarla. Acaso resulte que usted sea llamado a devenir artista. Entonces tome usted sobre sí esa suerte y llévela, con su pesadumbre y su grandeza, sin preguntar jamás por la recompensa que pudiera llegar de fuera. Pues el creador tiene que ser un mundo para sí y en la naturaleza, a la que se ha incorporado." (Rainer M. Rilke en Cartas a un joven poeta)

Fedro

En la clase de Filosofía ya fui Agave, la madre que descuartiza su propio hijo en la tragedia de Las Bacantes. Fui Mileto, el poeta que en el juicio de Sócrates lo acusa de no reconocer los dioses. Esta semana me toca Fedro.
En el Banquete, de Platón, Fedro es el primero a hablar. No una charla cualquiera. Simplemente, filosofar sobre el amor.
Fedro inicia su discurso afirmando que el Amor es un dios grande, admirable entre los hombres y los dioses. Menciona una de las características más interesantes del Amor que es el querer ser noble y lleno de honor. Y de la vergüenza que nos da si pasa lo contrario. Que no hay mayor bien para un amante que un amado. Que el amante (sujeto que ama) está poseído de la divinidad.
Y concluye diciendo que "el Amor no solo es el más antiguo de los dioses y el de mayor dignidad sino también el más eficaz para que los hombres, tanto vivos cuanto muertos, consigan virtud y felicidad".
Después aparece un tal Pausanias diciendo que es una forma simple de proponer la cuestión porque se debe llevar en cuenta que no hay solo un Amor.
Y tiene razón. Pero en lo simple que propone Fedro está un resumen más que completo.
Si ya se, arranque otra vez con el exceso de dulzura. Y bueh, que puedo hacer si el tema me persigue!? O seré yo que lo busco? Lo que sea. A hacer como ellos y filosofar sobre el amor!
© Circo Golondrina • Theme by Maira G.